Se suponía que el mundo simbólico era lo más importante,
“…el hombre consciente elabora su mundo simbólico…”
y el mundo simbólico se lo traga:

poder- belleza- autoridad- dinero -justicia.

Me gustaría chillar como un mono en la noche
y entre arboles de mango no pensar en el futuro
y que el futuro fuese una selva en la que entro hambrienta:

fruta- hambre- cuerpo- lluvia- irracional.

Me dijeron que la educación era lo más importante
pero nadie me dijo que se podía educar para destruir
o incluso para construir, que es destruir también:

casas- autopistas- fabricas-discursos- bombas.

Quiero abrazarte largo pero ahora no se puede,
quizá mañana tampoco se pueda,
en realidad no sé si será posible:

vacante- conformidad – secreto – cuello – sueño.

Voy a caminar a la playa,
porque la playa siempre me hace sentir mejor,
porque la playa no dice nada,
porque la playa no tiene alegato:

original – brisa- silencio -pertenencia- cero.

Deseo no querer nada y dejarme llevar.
Nada querer desear.
Dejarme querer.
Deseo dejarme llevar.

IMG_20160309_0001

Anuncios